Reseña – Secuestrado

Hola a todos, la reseña que hoy llega al blog viene con bastante ímpetu y muchas ganas de hablar sobre ello, quizá sea porque, a comparación de los libros anteriores al reseñado aquí (Una de ellas: Abismo, la reseña anterior) este me gustó muchísimo. El punto en que coinciden esta novela y “Abismo” es que a ambos comencé a leerlos sin saber nada acerca de la historia, ya que la edición que pude conseguir del primero mencionado, era con sobrecubierta donde supongo estaba la sinopsis y la portada, la cual ya no está con el libro, se habrá perdido con los años. Lo que la diferencia un poco es que tampoco sabía nada sobre la autora, al menos con “Abismo” sabía quién era el autor. Investigando un poco descubrí que Beth Gutcheon es una autora best-seller, que bien merecido lo tiene, la historia que cuenta en el libro es excelente en todo aspecto. Me encontré con una forma brillante de describir y narrar los sentimientos y emociones, una trama ya vista pero desde un punto de vista distinto a cualquiera que haya leído, y unos personajes y situaciones más que realistas. Veamos de qué se trata.

barra final

Cuadro final secuestrado

SINOPSIS

Susan Selky ve a su hijo Alex por última vez cuando éste se despide de ella para caminar las escasas dos cuadras que lo separan de la escuela. Lamentablemente, nunca llega a su destino, ya que al doblar la esquina y escapar de la vista de su madre, Alex desaparece sin dejar rastro alguno. Susan, la policía y toda la comunidad comenzarán una desesperada búsqueda que durará días, semanas y meses, siguiendo toda pista posible. Susan pasará mucho tiempo encerrada en su casa, padeciendo no solo la angustia de su único hijo desaparecido, sino también el dolor de que ciertas personas, de a poco, comiencen a tratarla como una madre que se hunde cada vez más en la depresión y la histeria. Dependiendo más que nada de su propia voluntad y esperanza, Susan y el teniente de la policía Al Menetti, seguirán en la búsqueda del pequeño Alex, confiando en que todavía esté vivo.

barra final

OPINIÓN PERSONAL

Argumento

Vamos a decirlo así, lo principal del argumento es la segunda parte de la sinopsis escrita aquí. La novela no es algo de investigaciones, detectives y pistas al estilo Sherlock Holmes, al menos no del todo. Esta historia es sobre una madre que debe enfrentar una de las peores situaciones posibles, el 90% del libro nos contará el día a día de Susan desde el momento en que desaparece su hijo.

 Esto me pareció una perspectiva diferente y muy innovadora, al menos para mí. Si bien muchas veces en la historia se pone de primer plano las entrevistas que brinda Susan a los distintos medios y la ayuda de sus vecinos formando patrullas y pegando carteles con la cara de Alex por toda la ciudad, pienso que no es lo principal, o al menos, no es lo que quiere representar el libro. No quiero hablar sobre el aspecto “detectivesco” del libro, ya que sería una especie de spoiler, pero, nuevamente, lo central es la vida diaria de Susan, qué hace y cómo intenta superar todo el asunto, no siempre logrando tal cometido. Mostrar este lado de la desaparición de una persona, me pareció increíblemente original, y no solo eso, sino que está tan bien contado que siempre queremos saber más, siempre leeremos, no tanto para saber si se resuelve o no la desaparición, más bien para saber ¿Qué hará Susan el día o la semana de hoy? ¿Qué pasará por su mente y que sentirá? En fin, sin dudas lo mejor del libro.

Personajes

Otro gran punto a favor. Nunca, hasta que leí esta novela, había conocido personajes tan realistas como estos.

Susan Selky: Todo lo que la protagonista piensa y siente son, a mi opinión, un fiel reflejo de lo que en realidad pasaría por la mente de una madre en un momento así. Muchas, y de verdad muchas veces, pensé que Susan Selky bien podría ser mi madre y sufrir lo mismo que ella si algo como esto le pasara, a ese nivel de realismo es al que me refiero. No sólo se ve reflejado en lo emocional, durante las primeras 50 páginas (que creo es lo más flojo del libro) la madre es abatida por una melancolía y depresión tan grandes que apenas y se atreve, por ejemplo, a salir de su casa, dejando todo en manos de la policía y de su ex esposo. Estas actitudes, primeramente, me parecieron algo tontas, en comparación al clásico “si esto me pasara a mí, saldría corriendo a buscar a mi hijo. Pero esta mujer ni siquiera sale de su casa y lo único que hace es lamentarse y llorar”…luego, a medida que pasan las páginas, nos damos cuenta de que no todas las personas actuarían de una sola forma, y que, en este caso, la impotencia y el desconcierto fueron lo más fuerte. Todo este asunto fue trabajado y puesto en tinta por la autora de una forma tan atrapante y realista que siempre que terminaba un capítulo quería saber inmediatamente que pasaría luego.

Graham Selky: El ex esposo de Susan. No tengo mucho que decir de él, siendo el padre de Alex, lo veremos seguido por la casa de Susan. Aunque no logré congeniar con él, es notorio que es necesario en la trama. El hecho de que Graham ya sea el ex esposo no me parece algo que fuera puesto solo porque se le cruzó en la cabeza a la autora. La interacción que hay entre él y Susan son un claro cuadro de cómo se lleva día a día un rompimiento de un matrimonio. Muchas veces Graham sirve como lastre emocional para Susan, ayudándola, hasta donde le es posible, a superar la pérdida de Alex. Lo más notorio, o al menos lo que yo más identifique en esta relación, es cómo ciertas veces, el dolor, sirve para unir a las personas y hacerlas más fuertes, cómo la tragedia y la desesperación sirve para dejar de lado las diferencias y unirse para superar un mal en común, al menos por un tiempo.

Al Menetti: El teniente Menetti será la persona encargada de la investigación para dar con Alex, por lo tanto, la persona del ámbito policial que más contacto tendrá con Susan, y el que más conoceremos nosotros. Igual que Susan, Menetti es un personaje construido de una forma totalmente realista, no solo lo veremos en el ámbito de su trabajo, también nos adentraremos en su casa para atestiguar las conversaciones con su esposa, la convivencia con sus hijos y cómo lucha entre no descuidar a su familia mientras debe pasas horas y días investigando y comprobando cada pista que llega al departamento de policía. Su forma de ser y el amor que siente por sus hijos serán el motor que lo movilice a seguir investigando el caso de Alex y no perder las esperanzas para hallarlo. En resumidas palabras: otro personaje de gran realismo, bien puesto, al que no le falta ni le sobra nada.

 

Susan y Alex

Susan y Alex en la adaptación cinematográfica.

Narrativa

Si bien no es lo mejor del libro, tampoco es algo para reprochar, buenas descripciones, tanto en ambientación como descripción de personajes. Las percepciones de los personajes, como ya he dicho desde el principio, son súper realistas, no exagera en ningún momento ni pierde el hilo en temas secundarios que no llegan a ninguna parte. Algo que si quisiera destacar, es como la autora se las arregló -principalmente mediante los personajes secundarios- para introducir mucha temática social de la época.

Los amigos o conocidos de Susan, también madres y padres, reflejarán a la perfección el miedo de los mayores en cuanto a lo que vean o experimentan sus hijos, la sobreprotección ante secuestradores (obviamente), consejos a los niños como el uso de contraseñas para reconocer a personas de confianza, no acercarse a extraños, etc. Además se tratarán temas específicos, más que nada sobre que era “políticamente correcto” en esa época, y cómo los mayores  se esfuerzan en que todo eso, que ellos consideran inmoral o inapropiado, se quede lejos de sus pequeños, lo que me lleva al segundo punto de este apartado: la homosexualidad. Esto es tratado de forma bastante sutil al principio, pero más cerca del final de la novela, cobra bastante protagonismo (como elemento secundario, claro está).Uno de los personajes que no mencioné en el anterior apartado (Para evitar spoilers) es Filippe, un hombre que ayuda en las tareas del hogar a Susan, una especie de “empleado doméstico”. Filippe es abiertamente homosexual y es a través de él que Beth Gutcheon expone el maltrato que las personas con esa orientación sexual recibieron (y siguen recibiendo) a diario, desde humillaciones simples, como el uso de la palabra “marica” como insulto, hasta encarcelaciones injustas o maltrato policial, todo eso me pareció muy bien tratado y planteado.

Lo último que quiero agregar es cómo este libro logró cambiar mi forma de ver a las personas. Muchas veces en el libro, las personas que más se creían inocentes, como los vecinos de Susan, resultaban tener un pasado oscuro. Varios eran ex presidiarios por crímenes menores, como robo o comportamiento violento, hasta asuntos más graves como el abuso de menores. Me hizo pensar mucho en la historia de cada uno, en que ocultará cada persona que pensamos conocer bien.

Decidí colocar todo esto en el apartado de narrativa, ya que, si ésta hubiera sido desagradable, o mal ejecutada, todo esto quedaría relegado a una especie de relleno, o intento de mensaje social que fracasó, pero, no siendo este el caso, reconozco que todo esto es bien expuesto debido a la excelente forma de narrar de la autora.

barra final

SOBRE EL AUTOR

Beth_Gutcheon_2014Beth Gutcheon nació y creció en el oeste de Pensilvania. Se graduó en literatura inglesa con honores en la Universidad de Harvard. Luego de un periódo en el departamento editorial de una casa editoria de Boston, se mudó a SoHo, Nueva York. Desde 1978, cuando se publicó su primera novela “The New Girls”, Gutcheon se dedicó a ser escritora de tiempo completo. Ella es la autora de nueve novelas previas, todas publicadas, y de muchos guiones, incluido uno para la película “Without a trace” de los estudios “20° Century FOX”, la cual está basada en el libro “Secuestrado”. Además, Beth Gutcheon contribuyó en varias revistas y periódicos, como por ejemplo: New York Magazine, Savy Magazine, The new York Times, NYT Book Review, San Jose Mercury New, San Francisco Chronicle, entre otras.

Actualmente vive en Nueva York con su esposo.

barra final

Puntos Positivos

  • Realismo bien ejecutado.
  • Punto de vista distinto de algo conocido.
  • Personajes carismáticos, bien construidos y nada exagerados.
  • Para su época trata de manera muy clara muchas temáticas sociales que eran controversiales.

Puntos Negativos

  • Las primeras 60 páginas se me hicieron algo aburridas.

Conclusión

Excelente novela, si bien es algo depresiva (seguramente algunas personas evitan este tipo de sensaciones) es muy atrapante, pasaremos las hojas queriendo saber más y más sobre Susan. Además de una buena historia, nos ayudará a conocer un poco como era la sociedad hace casi 40 años (al menos en los países del primer mundo). Para terminar quisiera agregar que esta buena experiencia es una invitación para mí mismo y para todos, a descubrir otras obras de la autora.

Calificación

4

Anuncios

3 comentarios en “Reseña – Secuestrado

  1. Pingback: Reseñas en orden alfabético | La llave de plata

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s